[Total:0    Promedio:0/5]
Nuestra excursión a Cienfuegos y Trinidad tuvo un sabor agridulce y lo entenderás al leer este post. De momento, te pongo en situación.

 

Como ya sabes en nuestro paquete turístico en Cuba teníamos contratadas 4 noches en Varadero, de las que disfrutamos 3, porque decidimos conocer la zona de Trinidad. Ir y volver de la ciudad en el mismo día era demasiado trote (unas 4-5h de viaje y otro tanto de vuelta) y además, también queríamos (más bien yo quería #ElCámaraResignado, lo aceptó) vivir la experiencia de dormir en una casa particular cubana.

 

Cuando nos decidimos por visitar esta zona de la isla me puse a mirar diferentes opciones: coche de alquiler, excursión en grupo y taxista, y nos decantamos por esta última opción por ser la que más se adaptaba a lo que estamos buscábamos.

 

Contacté con varios taxistas, a pesar de que comunicarse con Cuba por Internet no es fácil, y al final por precio y buenas criticas nos decidimos por el taxista del grupo Yoander, el mismo grupo con el que hicimos la excursión de un día por La Habana.

 

Excursión Cienfuegos y Trinidad en un día y medio

La cosa no empezó del todo bien, estamos esperando al taxista en nuestro hotel de Varadero, cuando aparece otro y nos dice que el nuestro está preparando el coche y que nos llevará hasta donde está en unos 15 minutos, así que nos subimos con este señor.

 

Era un coche clásico descapotable, pero llovía fuertemente, así que el hombre cerró la capota y como el coche estaba bastante fastidiado me calé por todos los sitios. Llegamos hasta nuestro taxista en unos 20 minutos, y todo esto me sonó a que le dijo a su amigo que nos llevase hasta el pueblo de Varadero y que como éramos turistas le daríamos una propina, no lo dijo, pero esa era la idea, estoy segura, pero como nosotros no lo habíamos pedido y además no disfrutamos nada del trayecto por la lluvia, nos bajamos del descapotable y nos subimos al coche de nuestro taxista, dando las gracias pero sin propina.

 

Una vez en el taxi, le digo al taxista que me gustaría hacer 3 paradas: Santa Clara, Cienfuegos y Trinidad, y me dice: ah no!  Yoander me dijo que Cienfuegos y Trinidad, y la verdad es que tenia razón, pero yo le pregunté a Yoander si podríamos hacer el recorrido que quisiese y me dijo que si, que tenia un taxista para 2 días, pero no fui clara al decirle lo que quería hacer (mea culpa, como consejo te digo que en Cuba todo quede bien clarito antes de iniciar ningún negocio).

 

El interior del coche de los años 70 que nos llevo re ruta
El interior del coche de los años 70 que nos llevo re ruta

 

Total que iniciamos el viaje y en el minuto 2 el taxista empieza a contar sus penas económicas, no quiero ser cruel, sé que económicamente el país va fatal, pero mi experiencia en la isla me hacia pensar que todo era para dar pena y que le diésemos propina. Respecto al viaje, unas tres horas hasta nuestra primera parada, Cienfuegos, y todo el rato estuvo lloviendo, una pena.

 

Durante el trayecto nos llovió pero el conductor lo llevó muy bien
Durante el trayecto nos llovió pero el conductor lo llevó muy bien

 

Nos bajamos del coche y damos una vuelta por el centro de la ciudad, estaba lloviznando por lo que no pudimos disfrutar del todo del pueblo, estuvimos unos 45 minutos paseando. Sobre Cienfuegos comentar que tiene un centro colonial interesante, declarado Patrimonio de la Humanidad y que los monumentos más importantes giran en torno a la Plaza de Armas: el teatro Tomás Terry, la catedral y la estatua de José Martí son alguno de ellos.

 

 

 

A la vuelta, el taxista nos esperaba en un bar y nos dijo que nos llevaría a comer al malecón de Cienfuegos con la excusa de ir al mirador. Llegamos y resulta que nos lleva a un mirador que había en un restaurante. Entramos y le pregunto al señor de la puerta por donde se subía al mirador, y me indica que como había lluvia estaba cerrado (nos sonó a excusa total) y entonces le pido la carta, me la da y el precio por plato era de como mínimo 15 euros y veo que el taxista conoce a todos los del restaurante… y pienso, aquí hay gato encerrado…le digo al taxista que es muy caro y que si podemos ir al bar que hay enfrente que parece más barato y me dice que no (muy rotundamente), que ahora hasta Trinidad nada, así que acepto (con cara de odio asesino)…parece que le he fastidiado el negocio.

 

Seguimos el trayecto, más de una hora, el taxista ahora va callado, parece que no le caigo muy bien…

 

Llegamos a Trinidad y nos deja en nuestra casa, lo de dormir en una casa particular es una experiencia pero os lo explicaré en otro post que estoy preparando. Dejamos nuestras cosas en la casa y nos vamos a comer, llevábamos apuntado un paladar, vamos hacia la Plaza Mayor y empieza a llover muchísimo y no vemos la posibilidad de ir hasta este paladar, algo alejado, así que le preguntamos a un señor, que era algo así como información para turistas (llevaba una identificación) y nos lleva a otro paladar (seguro que se llevó su comisión, porque se puso a hablar con los del restaurante…).

 

Parque central de Trinidad, algo mojado
Parque central de Trinidad, algo mojado

 

El pueblo de Trinidad se distingue por su colorido en las fachadas de las casas
El pueblo de Trinidad se distingue por su colorido en las fachadas de las casas

 

Comimos bastante mal y caro y ademas estamos super triste porque llovía demasiado como para ir a pasear. Estuvimos un buen rato, hasta que bajo un poco de llover, y nos fuimos a hacer la ruta del casco histórico que recomienda Lonely Planet, 2km preciosos, a pesar que las fotos no le hacen justicia.

 

Famosa imagen de Trinidad, lastima del tiempo, pero aún así muy bonido
Famosa imagen de Trinidad, lastima del tiempo, pero aún así muy bonido

 

Una vez acabamos nos fuimos de nuevo a la casa, a ver si bajaba la lluvia, además #ElCámaraResignado se encuentra algo mal. Al rato, parece que ha parado y decido irme a la Plaza Mayor a conectarme a Internet.

 

Una de las calles de Trinidad - Cuba
Una de las calles de Trinidad – Cuba

 

Aquí tuve mi anécdota. Me paro en las famosas escaleras de la plaza donde esta la casa de la música, como no estoy bajo cubierto, veo que hay un hombre y una mujer (por separado) bajo el saliente de un tejado, así que me pongo entre los dos, y en 2 segundos la mujer se aleja, me extraño un poco pero bueno, al poco rato, viene otra chica y se pone a hablar con el hombre de como le iba «el negocio»…resulta que me había puesto entre una jinetera y su chulo, y les estaba fastidiando el negocio…vaya ojo que tengo!!

 

El pueblo de Trinidad - Cuba
El pueblo de Trinidad – Cuba

 

Volví hacia la casa y nos fuimos a cenar, ahora que casi no llueve nos vamos al Paladar al que no pudimos ir al medio día, cenamos muy bien, en comparación con otros lugares de Cuba (comparado con España no) y con música en directo. Es la hora de irse y vuelve a caer la del pulpo, además estábamos en la parte baja del pueblo y bajaba gran cantidad de agua por la calle, nos lo tomamos a guasa y volvemos a nuestra casa. Volvemos pronto, estábamos cansados del día y además con esa lluvia estaba cerrada la casa de la música, uno de los encantos de la ciudad.

 

Lluvia torrencial en Trinidad - Cuba
Lluvia torrencial en Trinidad – Cuba

 

Nos despertamos al día siguiente, desayunamos en nuestra casa, y  volvemos a reencontrarnos con nuestro taxista, el objetivo del día era ir a Bahía Cochinos y volver a Varadero, pero antes le digo si podemos parar en el Mirador del Valle para ver el Valle de los Ingenios, voy un poco miedosa, porque el día anterior me dejó helada con su respuesta, pero en esta ocasión acepta y paramos. Las vistas no tienen desperdicio.

 

Mirador del Valle - Valle de los Ingenios
Mirador del Valle – Valle de los Ingenios

 

A la vuelta al taxi, mi amigo el taxista me dice: ¿La Señorita quiere hacer alguna parada más? (con tonito) y le digo que no, que vayamos hacia Bahía Cochinos, nuestra parada prevista. Durante las 2 primeras horas de viaje iba haciendo sol, pero cuando llegamos a la zona de Bahía Cochinos vuelve a llover, el taxista nos pregunta si queremos parar y ya indignada (y triste) le digo que no, que iremos directamente a Varadero, total no podíamos disfrutar de bañarnos y ver coral…Llegamos a la hora de comer a Varadero, y acabó nuestra excursión a Cienfuegos y Trinidad.

 

Nuestro coche en Cuba
Nuestro coche en Cuba

 

Como conclusión diré, que me quedé con ganas de disfrutar más, que no acompañó ni el tiempo ni el taxista, pero que Trinidad tiene una pinta fantástica para dedicarle un par de días.

 

Respecto al taxista no lo aconsejo, lo contraté con Yoander, y no recuerdo el nombre. Como te he dicho iba todo el rato hablando de las pobrezas de Cuba, de las ganas que tenia de ver a su hija, que por su trabajo la veía poco, con ello te daba a entender que quería dejarte pronto en el hotel, y para colmo cuando le dijimos cuanto le debíamos por los dos días subió 5 CUC (4,49 euros) el precio que habíamos coordinado con Yoander, no es por el dinero, es por el echo de intentar sacar un poco más de lo pactado, se lo dimos, pero porque teníamos previsto darle 10 CUC (8,98 EUR) más de lo previsto.

 

Esta taxista si la aconsejo ;)
Esta taxista si la aconsejo 😉

 

¿Quiéres organizar tu viaje a Cuba?

  • Reserva AQUÍ paquetes de viaje baratos a Cuba
  •  

  • Reserva AQUÍ los hoteles más baratos en La Habana
  •  

  • Reserva AQUÍ tu vuelo barato a Cuba
  •  

  • Compra AQUÍ tu guía de Cuba
  •  

  • Reserva AQUÍ la mejores actividades y excursiones en Cuba
  •  

  • Contrata AQUÍ tu seguro de viaje con un 20% de descuento usando el código BLOGGERIM

 

Autor

Viajera del 84. Aunque mis padres siempre me llevaban al pueblo, yo devoraba las aventuras por el mundo de Willy Fog. Viajo porque me hace mejor persona y ahorro dinero en psicólogo y clínicas de belleza. Y aquí hablo de mis experiencias viajeras y os doy consejos para disfrutar al máximo de vuestros viajes.

2 Comments

  1. necesito si puedes pasarme un contacto de la taxista mujer. gracias

    • Hola Azucena,

      Gracias por tu comentario….

      La taxista que aparece en la foto soy yo, el hombre nos dejó sentarnos en el coche y hacer fotos 😉

      Saludos!

      Nuria

Déjanos un comentario

Pin It